El Erasmus Hotel se encuentra en el casco histórico, a una distancia que se recorre a pie de museos, tiendas y otros puntos de interés artísticos e históricos.

El Erasmus es un magnífico ejemplo restaurado de vivienda señorial del siglo XVI. Disfrute de un buen desayuno en su sala de armas. El jardín, con sus setos de boj, es un oasis de tranquilidad en medio de la ciudad.