Este efervescente centro histórico se sitúa en un impresionante monumento centenario y dispone de una gran oferta de actividades culturales: teatro, bailar, festivales, lecturas, conciertos y fiestas.

El centro de las artes Vooruit da la bienvenida a todos y colabora con artistas nacionales e internacionales.

Este bar art déco con su moderna terraza en la parte lateral es el punto de encuentro ideal para comer o beber algo y charlar.