Esta taberna con mucho ambiente es famosa por sus eventos peculiares. Su decoración pasada de moda, sus mesas de madera y las extrañas cabezas de animales adornan el interior.

Si aun así no está convencido, fíjese en la mesa de billar: ¡diversión garantizada!