En la calle Jozef Guislainstraat está un museo alojado en la institución para enfermos mentales más antigua de Bélgica, de 1857. ¡Hay que estar loco para no visitarlo!

El visionario médico gantés Guislain fue uno de los primeros en ver a estos enfermos como pacientes, con derecho a un trato digno. La vergüenza por la forma en la que en el pasado se procedió con los pacientes psiquiátricos fue en 1986 el germen del museo Dr. Guislain de Gante.

La locura versus lo normal

El Museo Dr. Guislain de Gante rompe los numerosos prejuicios que siguen definiendo lo que es “normal” y lo que es “locura”. A su colección permanente, que ilustra la historia de la psiquiatría, se añade una colección internacional de arte marginal o art brut. También las exposiciones temporales son siempre de primera categoría.