En el sótano sigue elaborándose pan de forma artesanal.

Gracias a sus viejas recetas, a un excelente horno de piedra y a ingredientes molidos en molino también de piedra, aquí podemos disfrutar hoy de lo mejor de antaño.