Ganda como se llamaba Gante en sus orígenes, surgió en la confluencia del Lys y del Escalda. Actualmente, se encuentra en este lugar un puerto de paso para barcos de recreo, Portus Ganda.

El Bajo Escalda fue en otros tiempos cegado, para dejar paso al  “rey automóvil”, pero ahora, vuelve a surgir a la superficie en todo su esplendor. Puentes y pequeños parques de acogedoras terrazas y una piscina en estilo art-decó, bellamente restaurada, hacen que este nuevo rincón sea uno de los más agradables de Gante. 

Una muchacha desnuda de color rojo, también llamada la “Lorelei” de Gante, descansa en una construcción de madera en el agua cerca de la piscina Van Eyck. La muchacha, que lleva auriculares puestos, es obra del escultor Johan Meirlaen, que una noche navegó hasta el espigón de madera para instalar la escultura. Los primeros días después su aparición era un misterio quién había colocado ahí a la muchacha. Actualmente, la chica roja de Johan Meirlaan forma parte íntegra del Portus Ganda.

Amarre en el Portus Ganda, y se hallará a menos de un kilómetro del corazón de la ciudad. En la hermosa piscina Van Eyck encontrará toda clase de comodidades.